JCE afirma desempeño de los partidos es imprescindible para la democracia

0
191

El miembro titular de la Junta Central Electoral (JCE), Rafael Armando Vallejo Santelises, afirmó este domingo que no se concibe la existencia y el funcionamiento de un sistema de democracia indirecta o representativa sin la presencia de partidos políticos, pues los desempeños de sus funciones resultan imprescindibles por aglutinar los diversos intereses sociales.

Vallejo Santelises ofreció esta declaración durante el acto de apertura de la “Maestría en Ciencias Políticas y Administración Electoral”, que será impartida por la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD) en coordinación con la Escuela Nacional de Formación Electoral y del Estado Civil (EFEC).

El miembro titular de la JCE pronunció la conferencia “Partidos Políticos: Amenazas a su permanencia”, en la que destacó que detalló diferentes desafíos a los que se enfrentan esas organizaciones.

“La necesidad creciente de mayores recursos económicos para gestionar la actividad política partidaria con posibilidades de éxito conduce, en ocasiones, a las dirigencias de algunos partidos políticos a incorporar prácticas ilícitas en el proceso de obtención de financiamientos de candidatos y campañas electorales”, expresó.

Explicó que consideraciones de esa naturaleza influyeron en el pleno de la JCE para proponer en el conjunto de modificaciones sometidas al Congreso Nacional, en el contexto de su atribución a la iniciativa legislativa en materia electoral, en el ámbito de la Ley Orgánica del Régimen Electoral 15-19.

En ese sentido, dijo que la propuesta contempla “la reducción sensible de los montos que la ley permite gastar para cada una de las posiciones de elección popular, pero además la reducción de los tiempos en los cuales tanto los partidos, agrupaciones y movimientos políticos y los aspirantes, precandidatos y candidatos puedan realizar actividades propias del proselitismo a fines electorales de forma abierta o disfrazada”.

Dentro de los elementos destacados por Vallejo como amenaza a los partidos políticos mencionó las campañas falsas o sucias, definidas por el Tribunal Constitucional como “aquella que recurre a ofensas, inventa información, cae en la calumnia o se entrometen en la vida privada del candidato”.

“En consecuencia (las redes sociales) facilitan el anonimato y por tanto la impunidad de quienes a conciencia y de manera deliberada acuden a estos métodos dañinos para persuadir al electorado de no votar por un candidato determinado y de daños injustamente una reputación”, añadió.

Ante lo señalado, Vallejo consideró que los partidos deben procurar rescatar la confianza que hayan podido perder ante los ciudadanos, retomando el compromiso irrenunciable de velar por el bien común.

“Convencido estoy de que la democracia representativa tiene que encontrar las herramientas para mejorar la calidad de vida de todos los sectores de nuestra sociedad, particularmente con los marginados, que el catálogo de derechos fundamentales de nuestra constitución tenga presencia real en la vida de todos y que nos conduzca al convencimiento de que vale la pena vivir en democracia”, puntualizó.

La presentación de Vallejo estuvo a cargo del presidente de la JCERomán Jáquez Liranzo, quien destacó del disertante sus cualidades de ser un hombre justo, firme en valores y principios.

“Un servidor íntegro, defensor de la democracia y de la identidad, pero sobre todo un hombre digno y muy humano”, expresó.

En nombre del rector de la UASD, Editrudis Beltrán, habló el vicerrector de investigación y posgrado, Radhamés Silverio, quien resaltó el papel y el pulso que está dando la JCE a este programa de formación nunca antes visto, promoviendo la formación de su personal y la comunidad que interactúa con ellos.

Mientras, el director de la Escuela Nacional de Formación Electoral del Estado Civil (EFEC), Felipe Carvajal, destacó que el programa de capacitación de este brazo académico de la JCE, ha asumido el reto de formar en administración electoral y ciencia política a actores de los partidos políticos, servidores institucionales y de la sociedad civil.