En Constanza, Jorge Mera recordó a Antonio Guzmán Fernández

0
28

Fue Constanza el último pueblo que, como ministro de Medio Ambiente y Recursos Naturales, visitó Orlando Jorge Mera. Lo hizo el sábado cuatro de este mes. Allí, antes del acto, habló con algunas de las personas encargadas de recibirlo en el Aeródromo 14 de Junio, y uno de los temas tratados fue sobre el fenecido presidente Antonio Guzmán Fernández.

Wady Brea, supervisor por La Vega del Consejo Presidencial, y asistente del síndico de Constanza, Juan Agustín Luna Lora, estuvo en el lugar, y participó de esa conversación en la que el hoy malagrodo funcionario, recordó con cariño al ex presidente Guzmán Fernández, quien se quitó la vida el día cuatro de julio, de 1982, antes de concluir su período presidencial.

“Él estuvo hablando de la seriedad de don Antonio, y lamentó que su vida haya terminado así”. No se imaginaba que la suya estaba a punto de terminar también de forma sangrienta dos días después de sostener esta conversación. Aunque en su caso, es un “buen amigo” el acusado del homicidio.

Según Brea cuenta a LISTÍN DIARIO, también conversó sobre su infancia junto a su padre, el ex presidente Salvador Jorge Blanco. “Él estaba tan emocionado, tan contento en esa visita por las cosas que se están haciendo por el bien de los campesinos, y estaba feliz en espera de la próxima etapa de la entrega de fondos a los desalojados de Valle Nuevo”, comenta el asistente de la Alcandía de Constanza.

Destaca que Jorge Mera estuvo muy alegre durante el acto, debido a que estaba dando respuesta a esa gente que fue desalojada en el anterior gobierno sin que se hiciera un plan de acción para su reubicación o compensación. “Él dejó claro que, por órdenes del presidente Luis Abinader, estaba ahí para cumplir su promesa de darle la respuesta esperada”.

La actividad, a la que fue acompañado por José Ignacio Paliza, ministro de la Presidencia, se realizó en el Club del Sexto Batallón de Cazadores, ERD, y contó con la presencia de las personas desalojadas hace alrededor de seis años y que tenían hasta 10 tareas de parcela. A cada uno se le entregaron fondos equivalentes a la cantidad de tierra, costando cada tarea 50 mil pesos.

Durante su visita, el hoy fenecido ministro, también tuvo tiempo para tomarse un café y un jugo de fresa, en Moncarlo Restaurante, donde conversó amenamente con los presentes. Terminado el acto, se marchó hacia La Siberia, cerca de Valle Nuevo para plantar árboles por el Día Mundial del Medio Ambiente, que se conmemora cada cinco de junio.