Kansas City Royals pone fin a la prodigiosa racha de los Indians

Vía

as.com

La derrota de Cleveland por 4-3 acaba con los 22 triunfos consecutivos de los subcampeones y no alcanzan a los New York Giants de 1916.

por primera vez desde el 23 de agosto, los Cleveland Indians volvieron a perder.

Los Kansas City Royals se han convertido en el primer equipo capaz de conquistar a estos intratables Cleveland Indians desde el mes pasado y ponen punto y final a una racha triunfal de 22 partidos consecutivos ganando que merecen ser tratados como se merecen, esto es, una gesta de proporciones históricas en un deporte en el que resulta tan complicado hacer algo así por lo imprevisible (y fascinante) que es, aunque esto no nos debe desviar de la sensación que nos deja.

Los Cleveland Indians es un club tan bien construido y formado como para triunfar y dominar en el mes de octubre.

La victoria por 4-3 sobre los locales por parte de un equipo que tanto agoniza en sus opciones reales de acceder a la postemporada (4 partidos respecto a la segunda plaza de Wild Card en la Americana) y con la sensación del canto del cisne para una promoción de jugadores que les llevaron a obtener el título de campeón en 2015, tampoco debe hacernos olvidar que lo que estaban haciendo los Indians era superior al sentido común.

¿Acaso pretendíamos que siguieran ganando de aquí hasta el cuarto partido de las Series Mundiales de forma ininterrumpida?

Una derrota por la mínima

Después del agónico y emocionantísimo triunfo de la jornada anterior, proporcionando a estos Indians su encuentro memorable en la racha de 22 victorias consecutivas, los Indians estuvieron luchando durante toda la jornada del viernes ante un entregado público que esperaba que el equipo de sus amores y que ha cautivado la atención de todo Estados Unidos (y parte notable del extranjero) fuese capaz de ir un paso más allá.

Tal como estaban sucediendo las cosas en el Universo Indian, la línea que sale disparada del bate de Lorenzo Cain y que supone el definitivo 4-3 bien podría haber acabado en el guante de Joe Smith. O en el de Francisco Lindor.

Es lo que se espera de un equipo tocado por los dioses, ¿no?

Sin embargo, esta vez no hubo lugar para el drama y el propio Lindor, que forzaba entradas extra apenas 24 horas antes, no fue capaz de poner la pelota en movimiento contra Mike Minor, que eliminaba a todos sus rivales en la novena vía strikeout.

La ovación que la afición del Progressive obsequió a los suyos es acorde a lo logrado por sus ídolos.

Un momento para la reflexión

Ya con la racha finalizada y con el regreso a la casilla de salida, los Indians pueden respirar profundamente y afrontar más relajados lo que resta de temporada regular. Aunque todos coincidimos que nos hubiese encantando ver cómo seguían adelante con su racha, en el escenario global del objetivo de Terry Francona es lo más positivo que podía ocurrir porque la presión no hubiera hecho otra cosa que aumentar de cara a hacerse con el récord de todos los tiempos.

De esta manera, Tito podrá reagrupar a sus huestes de cara a afrontar con un estado de forma físico y mental óptimo cuando empiece la verdadera batalla a partir del 5 de octubre, sin perder de vista la consecución del seed 1 en la Liga Americana, con una ventaja de 1.5 partidos sobre los Houston Astros que en realidad son 2.5 por su victoria en las series de la temporada.

Es posible que no seamos del todo conscientes de lo que han logrado estos Cleveland Indians y necesitaremos algo de tiempo y perspectiva para ser capaces de valorarlo en su justa medida. Tampoco sabemos si serán capaces de ir algo más allá en octubre, pero lo que sí es evidente es que han sido el centro del universo beisbolístico durante las últimas semanas y el número de seguidores que quieren verles como campeones del mundo no ha hecho sino aumentar.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te pueden interesar