El expresidente Alberto Fujimori no podrá abandonar Perú los próximos cuatro meses mientras es juzgado en libertad como presunto autor mediato en los asesinatos de seis campesinos durante su gestión (1990-2000).

Un tribunal peruano le prohibió ayer salir del país tras acoger la decisión del fiscal superior Luis Landa, quien argumentó que existían antecedentes de “peligro de fuga” como ocurrió a fines de 2000, cuando Fujimori abandonó Perú bajo la justificación de asistir al Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico en Brunei y luego renunció desde Japón.

Los magistrados Miluska Cano, Omar Pimentel y Otto Verapinto impusieron restricciones adicionales a Fujimori, entre ellas, no cambiar de domicilio, no ausentarse de Lima y asistir con puntualidad a las sesiones del proceso judicial. Añadieron que la prohibición de salida de Perú por cuatro meses podría ser ampliada al término del plazo inicial.           

En 2017, el fiscal Landa acusó a Fujimori, de 79 años, de ser el autor mediato de los crímenes de los seis campesinos de la localidad de Pativilca y pidió una sentencia de 25 años de cárcel contra el exmandatario. Las seis víctimas de esa aldea rural fueron sacadas de sus casas por un escuadrón de militares una madrugada de enero de 1992, tras lo cual se les torturó, quemó y tiroteó en unos cañaverales.  

El grupo militar clandestino señalado como responsable de los crímenes de Pativilca, llamado localmente grupo Colina, usaba dinero público para financiar sus métodos de guerra sucia en su combate contra Sendero Luminoso. La justicia ha calculado que el grupo militar mató a unos 53 civiles durante el gobierno de Fujimori, incluyendo a una de sus agentes a quien descuartizaron y decapitaron por sospechar que filtraba datos a la prensa. También mataron a un periodista opositor a quien obligaron a cavar su tumba, lo torturaron y le dispararon un tiro en la cabeza con un fusil.          

Landa también ha solicitado condenas para otras 22 personas, entre ellas, para el jefe de espías de Fujimori, Vladimiro Montesinos, quien tiene más de 30 condenas por diversos delitos que van del asesinato hasta el tráfico de armas.       

Tras su fuga a Japón en el 2000, Fujimori regresó a Chile, donde fue detenido y extraditado a Perú en 2007. En Lima el expresidente fue condenado a 25 años de prisión por el asesinato de otros 25 peruanos, pero fue indultado en diciembre por el entonces presidente Pedro Pablo Kuczynski. 

Vía

www.listindiario.com

Categorías: Internacionales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: